No puede haber ni la mínima concesión y conciliación respecto al problema del poder de Estado

El representante permanente de la República Popular Democrática de Corea en la ONU envió el día 3 de julio una carta a su homólogo de la República Popular China en apoyo al establecimiento de la Ley de Seguridad Nacional de Hong Kong.

En la carta enfatizó que el respeto de la soberanía y la no intervención en los asuntos internos eran los principios fundamentales de las relaciones entre los Estados que se debían cumplir todos los países del mundo y rechazó resueltamente los actos de la intervención del exterior que dañaba la estabilidad y el desarrollo de Hong Kong, así como señaló que respaldaba totalmente la adopción de la Ley de Seguridad Nacional de Hong Kong por el Partido y Gobierno de China para defender la soberanía, seguridad e integración territorial.